estretConoce las estrategias de fidelización más importantes para tener éxito en un restaurante.

 

Cómo conquistar y fidelizar clientes

Las estrategias de fidelización de clientes son una de las claves más importantes a la hora de diferenciarse del resto de la competencia dentro del mundo de la hostelería. Sin embargo, pocos negocios se detienen a mirar estos detalles que tan valiosos resultan cuando se poseen.

Por ejemplo, gracias a las estrategias de fidelización de clientes las cifras de venta aumentarán en gran consideración, ya que se establece un target comercial más activo que está predispuesto a pagar por los servicios del restaurante. Además, debido a la nueva generación foodie de nuestra sociedad, es fundamental establecer estrategias para fidelizar clientes.

Conseguir clientes fieles mejora el conocimiento sobre el cliente, ya que permite a los camareros diferenciar los intereses de cada cliente de manera personalizada y ayuda en gran medida a desarrollar trucos y estrategias más acertados. Y no solo eso, sino que asimismo mejora la reputación del local, superando las expectativas de los clientes.

 

 

Ejemplos de estrategias para fidelizar clientes

  1. Resolver problemas. En ocasiones los camareros se pueden encontrar con situaciones inverosímiles en las que el cliente no se sienta cómodo o pueda surgir algún tipo de problema. Un buen camarero que sepa resolver y anticiparse a los problemas de la manera más tranquila y eficiente hará que el cliente sepa valorarlo y ayude a que exista una fidelización más duradera.
  2. Llamar al cliente por su nombre. Una atención personalizada acerca más la relación entre el camarero y el cliente. Establecer un vínculo y ofrecer la bebida o el plato favorito de los clientes más habituales; dejar que la conversación fluya y dar un trato cercano y amigable es una de las estrategias de fidelización de clientes más efectiva. Hoy en día el cliente busca una atención más personal, no están acostumbrados ni familiarizados con el trato impersonal de ser servidos e irse. Salir a cenar se ha convertido en la vivencia de una experiencia en todos los sentidos, que les despierte algo que les haga volver a repetir.
  3. Beneficiar a los clientes más habituales. Un ejemplo muy habitual para fidelizar clientes es el uso de los beneficios a los clientes que suelan repetir la experiencia. Por ejemplo, regalar una cena gratis cada 10 cenas; u ofrecer algún tipo de descuento por acudir varias veces; crear precios especiales para personas que formen parte de un “club vip” de clientes del restaurante, etc. Si bien es cierto que el tema de la captación por medio de ofertas y descuentos no consigue fidelizar clientes, sí lo hará por parte de aquellos clientes que deban repetir su experiencia hasta obtener el descuento u oferta especial.
  4. Satisfacer las necesidades de los clientes. Los camareros deben estar siempre alerta de las mesas que estén atendiendo, para poder satisfacer las necesidades de sus clientes casi antes de que ellos tengan que solicitarlo. Los camareros deben estar atentos ante cualquier gesto o petición de los clientes. Un camarero que se anticipa a una necesidad es un buen empleado que sabe utilizar estrategias para fidelizar clientes. Por supuesto, nunca deben resultar molestos o pesados a la hora de atender sus mesas, pues el cliente tampoco quiere que estén tan pendiente de él.
  5. Describir varios platos de la carta. Cuando un camarero verbaliza la elaboración de algunos de los platos más selectos de la carta, despierta la curiosidad del cliente, de manera que volverá otro día para probarlo. Cuando se presenta una situación como esta, el camarero debe saber escoger qué platos pueden ser los mejores a verbalizar (a no ser que sea el propio cliente quien pregunte primero). De este modo, siempre habrá alguna opción que destaque sobre otras y deje una puerta abierta para que el cliente vuelva otro día a satisfacer su curiosidad.
  6. Formar un buen equipo de trabajo. Es una de las estrategias más importantes para fidelizar clientes, ya que requiere comenzar la estrategia desde la base, es decir, desde el mismo personal. Crear un buen equipo de trabajo, que sea respetuoso y amable, y un buen clima laboral asegurará parte del éxito del mismo restaurante.
  7. Empatizar y saber comunicarse con el cliente. Este es uno de los trucos más difíciles de llevar a cabo, pues requiere bastante tiempo de experiencia en el sector y mucho don de gentes. Un camarero que tenga empatía hacia la clientela y sepa cómo debe actuar con cada cliente, es un trabajador muy valioso. No todo el mundo está de humor siempre, o algunos clientes necesitan más espacio que otros, etc., por lo que un buen camarero debe aprender a saber comunicarse en la forma en la que el cliente necesita. Esto hará sin duda que el cliente esté contento con el trato recibido y decida repetir en más ocasiones.

En Choví Food Service queremos ayudarte con tu negocio, si quieres seguir más consejos visita nuestro blog o síguenos en redes sociales¡Te esperamos!

 

Chovifoodservice-nuevosdiseñosbotes-860x100